El tratado del Pueblo

Qué es

La Coalición contra las Municiones de Racimo, en colaboración con Mines Action Canada y Handicap International, lanzó el 30 de Mayo del 2008 el Tratado del Pueblo -el último día de la Conferencia Diplomática de Dublín sobre Municiones de Racimo luego de que los 111 estados partícipes adoptaran unánimemente el nuevo tratado.

El Tratado del Pueblo es una petición que se le solicitará firmar a personas de todo el mundo para asegurarse que todos los estados posibles firmen el nuevo tratado en Oslo del 2 al 3 de Diciembre de 2008. Quedan solamente 6 meses entre Dublín y Oslo para asegurarse que los países –tu país- estarán listos para firmar y ratificar el tratado de forma tal que se convierta en un instrumento legalmente vinculante del derecho internacional.

Adhiérete!

Adhiérete al Tratado del Pueblo

Cualquiera puede firmar el Tratado del Pueblo y apoyar la firma de la Convención contra las Municiones de Racimo de todos los países el 3 de Diciembre del 2008. Se parte de este proceso mundial histórico para prohibir las municiones de racimo. Todas las firmas cuentan!! Existen dos formas posibles de firmar el tratado: como un ciudadano individual o como un líder comunal representando a determinado grupo, distrito, congregación u organización.

Firma online AHORA, hazlo realidad

Background

Diez años atrás, el 3 de Diciembre de 1997, en Ottawa Mines Action Canada (MAC) en colaboración con activistas de todo el mundo lanzaron el primer “Tratado del Pueblo”. Mientras que dentro del salón de conferencias 122 gobiernos firmaban el histórico Tratado sobre Prohibición de Minas, prohibiendo las minas antipersonales, afuera ciudadanos comunes demostraron su compromiso personal firmando el Tratado del Pueblo.

El Tratado del Pueblo surgió del enorme apoyo de ciudadanos de todo el mundo que buscaban frenar el sufrimiento causado por las minas antipersonales. El Tratado del Pueblo se convirtió en un medio para que los ciudadanos comunes también puedan “firmar” el tratado comprometiéndose a asegurar que las metas del Tratado sobre Prohibición de Minas sean cumplidas y que sus gobiernos asuman sus obligaciones. Desde entonces, el Tratado del Pueblo ha recibido cientos de miles de firmas de alrededor de todo el mundo y fue un instrumento que permitió que la Campaña Internacional para Prohibir las Minas-antipersonales se vinculara con la sociedad, generara la atención de los medios y colocara presión en los gobiernos.

Add a Comment